Dejan restos de sujeto afuera de tres Oxxos

*El finado se llamó Edgar Carmona Torres, de 26 años de edad, originario y vecino de la capital, quien hace unos días fue detenido y puesto a disposición de las autoridades por robar en una de esas tiendas de autoservicio

 

Personas desconocidas mataron a un presunto asaltante, lo despedazaron, metieron sus restos en bolsas negras y los esparcieron afuera de tres tiendas “Oxxo”, ubicadas en diferentes puntos de esta capital.
De acuerdo con el reporte de las autoridades, a eso de las 16:30 horas, reportaron vía telefónica al número de emergencias de manera casi simultánea que en la colonia Los Ángeles, Jardines del Sur y en San Juan, estaban varias partes humanas y cartulinas con mensajes.
Policías de las diferentes corporaciones se trasladaron primeramente al Oxxo ubicado entre las calles de Ángel del Castillo y Velázquez de León, justo frente a la entrada principal de las instalaciones de la Feria de San Mateo, Navidad, y Año Nuevo, en donde estaba la cabeza de un hombre, arriba de un transformador. Luego, otro grupo de los policías llegó hasta el Oxxo cercano al plantel educativo Conalep, en la calle Cedro de la Jardines del Sur, en donde hallaron el tronco de la misma persona; otros agentes llegaron al Oxxo que está a un lado del encauzamiento, a la altura de la entrada a la colonia San Juan y frente al Colegio “Simón Bolívar”, al norte de la ciudad, en donde estaban las extremidades del mismo muerto, dentro de una costalilla blanca.
Cuando se percataron que los restos pertenecían al mismo hombre, las autoridades municipales lo identificaron como Edgar Carmona Torres, de 26 años de edad, quien era originario y vecino de la capital, el cual apenas hace unos días había sido detenido y puesto a disposición de las autoridades por haber robado precisamente en un “Oxxo”, aunque no se logró saber porque quedó en libertad, aunque otra versión sugiere que salió por falta de pruebas.
Además, en cada hallazgo fue encontrada una cartulina con un mensaje, en donde sus victimarios lo acusaban de robar en dichos establecimientos, advirtiendo que cualquier persona que se dedique a esta clase de actividad, así como secuestro, cobro de piso o extorsión, así va a terminar.
Autoridades ministeriales se encargaron de las diligencias correspondientes y al final las partes humanas fueron trasladadas por personal del Servicio Médico Forense (Semefo) a sus instalaciones, donde se espera sea identificado y reclamado formalmente. (NOTYMAS, AG)