* El presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso del Estado confirmó que él contrató a la ex secretaria de Finanzas de Michoacán, quien estuvo presa por peculado, para que realice un diagnóstico de la administración del Poder Legislativo, pero no reveló cuánto cobrará
 
Redacción
 
Mireya Guzmán Rosas, quien estuvo presa por peculado cuando fue secretaria de Finanzas en el gobierno de Leonel Godoy, en Michoacán, no es funcionaria del Congreso de Guerrero, pero sí fue contratada para que realice como consultora externa “un diagnóstico de la administración” del Poder Legislativo del estado.
Así lo confirmó ayer a la agencia Apro el diputado de Morena y presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso, Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros, quien admitió que fue él quien la contrató para hacer una evaluación de la situación administrativa y financiera del Poder Legislativo, pero no reveló cuánto se le está pagando por su trabajo.
En declaraciones que le hizo a Ezequiel Flores, corresponsal de Arpo, el coordinador de los diputados locales de Morena argumentó que Mireya Guzmán “fue absuelta” durante el proceso penal que enfrentó por el delito de peculado en 2014.
Sobre el procedimiento administrativo de inhabilitación de seis años que le aplicaron a la exsecretaria de Finanzas del gobierno de Michoacán, Sandoval dijo desconocer la situación que guarda su caso, pero consideró que los antecedentes penales negativos y la inhabilitación para ocupar cargos públicos no afectan la imagen y la probidad de Mireya Guzmán.
Aceptó que para que realice su trabajo “se le están dando facilidades”, por lo que ocupa las oficinas de la Subsecretaria de Finanzas del Congreso, y destacó que es una profesional con alto perfil aunque no está contemplada como propuesta de la bancada de Morena para que se incorpore como funcionaria en la administración del Poder Legislativo. 

Facebook Comments